jueves, 9 de junio de 2016

Es muy común escuchar a mis paciente relatar que terrible dolores los invaden, cuando comen, bostezan e inclusive besan. Pero estos síntomas que parecen súbitamente o alguna veces progresivamente, no son producto de algún ente desconocido o maléfico como se creía en la antigüedad.
Estos síntomas surgen de una Artropatía que afecta la ATM. Pero que es una ARTROPATIA, esta expresión es utilizada en el campo de la salud, como la alteración de una articulación específica, en nuestro caso, la Articulacion Temporo Mandibular.
El origen de esta alteración puede ser muy variado. 
Puede surgir de golpes de vieja data, factores  factores autoinmunes, como en cualquier otra articulación.
Además en el caso de la ATM al ser un hueso único que une dos articulaciones,  deben funcionar al unísono, los síntomas pueden aparecer de un lado, siendo por el contrario la del otro lado la que padece la patología.
Además de esto debemos considerar los dientes los cuales llevan a la mandíbula a una posición final de cierre o apretamiento, quienes no coinciden con las estructuras intra articulares y muchas veces, con los mismos patrones musculares de cierre.

Es fácil entender que si tenemos una posición postural viciada en muestro cuerpo, se comiencen a percibir dolores musculares.
 Lo mismo ocurre con la mandíbula cuando toma una posición forzada por distintas razones. 
Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

TRADUCTOR

SEGUIDORES